Los videojuegos de PS5 subiendo a 70$ y 80€ ¿Es una locura o tiene sentido?

Marvel-Spider-Man-Miles-Morales

Recientemente, con la presentación de la Playstation 5, se avivó algo de polémica alrededor del precio base al que vendrían los juegos que se ofrecerían en la nueva generación, vamos a dar algo de luz al respecto y ofrecer algunas alternativas para gamers con capacidades adquisitivas reducidas (como yo).

Para empezar, los juegos anunciados por Playstation 5 junto a sus precios fueron estos:

  • Astro’s Playroom (Japan Studio) – preinstalado en PS5
  • Demon’s Souls (Bluepoint Games / Japan Studio) – US$69.99/CAD$89.99/¥7,900/€79.99 (RRP)
  • Destruction All Stars (Lucid Games / XDEV) – US$69.99/CAD$89.99/¥7,900/€79.99 (RRP)
  • Marvel’s Spider-Man: Miles Morales (Insomniac Games) – US$49.99/CAD$64.99/¥5,900/€59.99(RRP)
  • Marvel’s Spider-Man: Miles Morales Ultimate Edition (Insomniac Games) – US$69.99/CAD$89.99/¥7,900/€79.99 (RRP)
  • Sackboy A Big Adventure (Sumo Digital / XDEV) – US$59.99/CAD$79.99/¥6,900/€69.99(RRP)

Y tal como se puede observar varios de los títulos costarán 70 dólares americanos y 80 euros respectivamente, siendo al parecer este el nuevo precio estándar que se piensa manejar en la plataforma.

precio de juegos de playstation 5 70 dolares

Hay que empezar por contar que los juegos ya costaban 60$, el precio base al que estamos acostumbrados hoy, por ahí en el 1995, y eso fue hace unos 25 años. Super Mario 64 costó eso de salida, y muchos otros juegos de la época costaban entre 50$ y 70$ hasta que eran rebajados a 20$ y 30$ igual que sucede hoy en día.

1
Como dato curioso la consola de Nintendo valdría unos 324.03 dólares actuales debido a la inflación.

Los juegos de ese entonces no tenían los presupuestos multimillonarios que se tienen hoy en día en la industria. Efectivamente hoy se invierte más cuando se trata de videojuegos AAA, alcanzando en promedio unos 50 millones de euros involucrando varios años de producción y cerca de unos mil empleados. Por esta razón algunos consideran empezar a llamar a las altas producciones de videojuegos como cuadrople A y no triple A, porque la inversión y la ambición es mayor que la de antes (¡es algo real, puedes googlearlo!).

Algunas productoras de todos modos ya suelen tomarse algunas vías para cobrar más de 60$, ya sea a través de micropagos, expansiones, ediciones completas o ediciones de lujo. No es complicado terminar pagando 90$ por la edición del juego que incluye la armadura y expansiones que quieres jugar (antes de que rebajen el precio, claro).

Ahora, retomemos la idea de que los 60$ como precio base la podemos remontar a 25 años en el pasado. Son los mismos 60 dólares pagando por el mismo tipo de producto, el mismo precio sin considerar como el dinero cambia su valor por la inflación. Lo explico:

La inflación en Estados Unidos de América entre los años 1996 (cuando el juego Super Mario 64 costó 60$) y 2019 fue del 66.80%. Una inflación media anual del 2.15% durante todo ese tiempo. Esto quiere decir que pagar $60 en el año 1996 es lo mismo que pagar $97.21 en el año 2019. Un precio mucho más alto que los 70$ que Playstation 5 pretender poner como estándar actualmente.

2

Consideremos también la capacidad adquisitiva de las principales economías del mundo, quienes serán también los que más y mejor reciban la llegada de la nueva generación en su salida. En los últimos 20 años Canadá han duplicado su salario mínimo, pasando de 1.156 a 2.308 dólares canadienses (equivalente a 1479 €), mientras países como Holanda y Francia han subido un salario cercano a los 1000 euros hasta llegar por encima de los 1500. Esto indica que la economía ha seguido moviéndose desde los años 90’s y, por supuesto, tiene sentido que los videojuegos sigan su paso, quienes trabajan en la industria también reciben salarios acordes con los aumentos salariales que acabamos de nombrar, no reciben el salario de 1995.

3

También hay que considerar que algunos de los juegos que en décadas pasadas, como en los 80’s y 90’s, que en ventas se hubiesen tomado por un éxito, hoy en día serían un fracaso y no llegarían a ser rentables. Los costos de producir videojuegos ahora son más caros y en parte ese problema es lo que ha hecho que, cuando no se apunta a ventas masivas, se tenga que recurrir a los micropagos y los DLC.

Ahora, por supuesto que las compañías tienen derecho a aplicar las estrategias de venta para generar rentabilidad cómo mejor les convenga y estas mismas las pueden justificar como quieran, pero eso no significa que nadie esté obligado a comprar nada más allá de sus posibilidades o de pagar cuando ya no se siente cómodo con la cantidad que te están cobrando o la manera en la que lo están haciendo. Al final la última palabra la tienes tú y la decisión de comprar la tienes tú.

Si eres de los que no tienen 70$ para pagar por juegos nuevos siempre puedes esperar a que el precio se rebaje y adquirirlo en tiendas en línea como Gamivo, Eneba o HRK. Cuidado mientras tanto con los spoilers y no tendrás ningún problema.