¿Estarán las nuevas consolas a la altura de las PC Gamers de esta generación?

xbox series x

Todo parece indicar, sobre el papel, que las consolas de nueva generación tendrán potencia suficiente para estar al nivel de las Computadoras Gamers de gama media-alta.

En los últimos meses se ha hablado mucho sobre la potencia que tendrán las nuevas consolas y los nuevos componentes para PC. Tenemos las nuevas salidas de Playstation 5, Xbox Series X y Series S, las tarjetas de Nvidia RTX 3000, las Big Navi RDNA 2 y los nuevos procesadores Ryzen 5000 de AMD. Todo esto saldrá antes de terminar este año.

cuando llega la next gen
Calendario de la página GamerPosting

Algo que se discute mucho, con menor y mayor desatino, es la potencia gráfica que tendrán las consolas con respecto a lo que se tiene en PC. En algunos casos se ven usuarios de redes sociales hacer comentario tales como «por el mismo dinero te armas algo mejor» o «una GTX 1660 es mejor». Cosas que, adelantamos, son incorrectas.

Debemos empezar por aclarar que en el caso de las consolas, por ser sistemas cerrados, se suelen aprovechar mejor los recursos y se logran mejores resultados en cuanto a calidad gráfica y rendimiento en general en comparación con lo que se puede hacer teniendo hardware equiparable en una computadora. La optimización ayuda a las consolas a poder correr juegos que, en principio, pueden ser difíciles para ellas.

Dicho esto, realmente no deberíamos esperar que las consolas se queden atrás por un buen tiempo. Hasta hace muy poco la mejor tarjeta de video del mercado en rendimiento era la RTX 2080 Ti, GPU que costaba la altísima suma de 1500$ y que, por su rendimiento y precio, no valía más la pena que una RTX 2080 y RTX 2080 Super. Estas gráficas eran más potentes que la opción más potente de AMD, la RX 5700 XT, entre un 15% y 34% dependiendo de cada tarjeta de video (y con más o menos diferencia dependiendo del juego).

La GPU de la Xbox Series X, la consola más potente de esta generación, posee una tarjeta que, sobre el papel, es 30% más potente, por lo menos, que la RX 5700 XT, esto es porque posee 30% más núcleos (3328 por encima de 2560). Esto sugiere un 30% más de rendimiento que puede ser más dependiendo de la mejora en el IPC al actualizar la arquitectura RDNA a la nueva RDNA 2.

La mejora en el IPC ya es cosa de ser optimistas o pesimistas, como base para ello AMD ha hablado de una mejora del 50%, pero es probable que no veamos eso reflejado en videojuegos.

Cabe destacar que cuando los internautas dicen que «una PC Gamer es mejor» difícilmente se refirieren a la mayoría de las máquinas que usan los jugadores. La mayoría de los usuarios de Steam no usan GPUs topes de gama sino las de gama media como la GTX 1060, GTX 1050 o la RX 580. GPUs que solo podríamos comparar con la Xbox Series S de 300$.

xbox-series-x-hardware

¿Cuál es el rendimiento realista que podríamos esperar entonces respecto al chip gráfico de la nueva Xbox?

Si es entre un 30% y 50% mejor que la RX 5700 XT, y aprovecha bien los 16GB GDDR6 soldados, la Xbox Series X se pondría en la misma zona que una RTX 2080 Ti (que al día de hoy sigue vendiéndose más caro que el precio base de la consola), similar también a una RTX 3070 que, según Nvidia, tendría un rendimiento cercano.

Esto toma en especial sentido con las filtraciones recientes de las nuevas GPUs de AMD. La RX 6900 XT tendrá en promedio, según la información filtrada de benchmarks en 4K, un 31,9% de mejor rendimiento con respecto a la RTX 2080 Ti. La Xbox Series X tiene 35% menos núcleos que la RX 6900 XT, por lo que si tenemos en la consola también un 35% menos de rendimiento tendríamos algo bastante cercano a la RTX 2080 Ti o una RTX 3070.

1
RTX 2080 Ti vs RX 6900 XT

Recordemos que la RTX 3070, solo una GPU que requiere ser montaba apropiadamente en una computadora con más gastos a considerar, tiene de precio base el mismo que tiene la Xbox Series X: unos 500$. Pueden rendir igual sobre el papel, pero el gasto pueden ser un factor determinante si consideras irte por una u otra plataforma (en caso de que sea solo para jugar).

Respecto al rendimiento de procesamiento, todas las consolas de la nueva generación cuentan con una CPU arquitectura Zen 2 personalizada de 8 núcleos y 16 hilos con caché L3 reducido, lo cual es equiparable a un Ryzen 7 (actualmente uno de los mejores CPUs de alto rendimiento para productividad y videojuegos).

Todo esto deja muy claro este tema para mí: la nueva generación de consolas cuenta, por el lado de la Xbox Series X, con lo suficiente para estar a la altura de la gama alta de computadoras gamers. Incluso queda bien parada frente a la nueva serie de tarjetas de video. Si no tienes un televisor de más de 1080p es probable que ni puedas sacarle provecho a su hardware.

¿Qué pasa con la Playstation 5?

En la Playstation 5, así como en todas las demás consolas que saldrán en todas sus versiones, contamos con el mismo CPU personalizado, con ligeras variaciones en la velocidad del reloj, así que por ese lado no debería haber importantes diferencias. Es un procesador muy competente. Respecto a la GPU de la Playstation 5 tenemos algo que se parece en especificaciones a una RX 5700, lo cual nos debería dejar un panorama más pesimista que en la Xbox Series X.

El rendimiento de la Playstation 5 podría llegar a quedar cercano a la RTX 2060 Super, o quizás mejor, si tomamos en cuenta la optimización del sistema y la mejora del IPC de la arquitectura RDNA 2 de AMD. Una diferencia con este chip es sabemos que debería ser suficiente para mover juegos con Ray Tracing usando aceleración por hardware, cosa que la GPU de la RX 5700 no puede hacer. La Playstation 5 también tiene a su favor contar con más RAM, incorporando 16 GB GDDR6, significativamente mejor que la RX 5700.