Hombre que jugaba videojuegos fue disparado por la policía por quejas de ruido

ryan whitaker crash bandicoot

Hoy tenemos una triste historia que contar. Ryan Whitaker era un gamer como muchos que disfrutaba de jugar a un clásico como Crash Bandicoot, mientras uno de sus vecinos es el tipo de personas a quienes les fastidia el ruido de los demás divirtiéndose por la noche. En consecuencia a las medidas drásticas que tomó un vecino molesto por el ruido, y la acción de la policía, Ryan Whitaker terminó asesinado a disparos.

Esa noche Ryan jugaba en compañía de su novia, él acababa de ir a la graduación de secundaria de su hija y ahora solo se relajaba, según palabras de su novia, «haciendo salsa y jugando Crash Bandicoot». Los gritos de la pareja molestaron a uno de sus vecinos que vive bajando las escaleras, el cual, en vez de subir a pedir que bajaran los decibeles de ruido por los gritos y el juego, decidió llamar al 911 y denunciar que sus vecinos tenían una discusión verbal.

El vecino que llamó a la policía incluso volvió a llamar para denunciar que la situación había escalado a un altercado físico en casa de Ryan Whitaker donde, recordemos, solamente estaban jugando Crash Bandicoot. El denunciante pidió que se apuraran a traer a alguien.

1

Cuando la policía llegó Ryan se puso a nervioso, antes, durante la misma semana, había escuchado un golpe en la puerta, así que los golpes en la puerta hechos por la policía lo hicieron tomar una actitud defensiva y empuñar su 9mm (lo cual es legal en Arizona). La policía al ver que Ryan estaba armado al abrir la puerta le pidieron que bajara el arma pero no le dieron tiempo de hacerlo.

Whitaker se arrodilló para bajar el arma, pero eso no fue suficiente. La policía le disparó a Ryan al menos dos veces en la espalda. La novia de Ryan, Brande Nees, reclama que los gritos eran por que estaban jugando Crash Bandicoot, no por violencia domestica.

Fuente: Gamerant